Movilidad

› HACIA UN NUEVO MODELO DE MOVILIDAD URBANA

Santa Fe necesita un Pacto de Movilidad que defina los lineamientos y parámetros de movilidad para la ciudad. Atendiendo a los cambios, problemas, necesidades y demandas de los santafesinos y santafesinas. Desde Barrio 88 proponemos iniciar este camino junto a todos los actores y vecinos de la ciudad, para desarrollar políticas públicas que aborden los problemas que se multiplican día a día, entre los cuales cabe mencionar: a) Movilidad metropolitana; b) Estacionamiento; c) Huella medioambiental; d) Congestión y horas pico; e) Accesibilidad para todos los bolsillos.

Un nuevo modelo de movilidad sustentable debe:

  • Promover el transporte público masivo.
  • Desarrollar el transporte no motorizado.
  • Disuadir el transporte motorizado individual.

En este marco proponemos medidas a corto plazo:

Linea M y M-Norte: Líneas de Colectivos Municipal que circunde la ciudad utilizando parte de la autopista de circunvalación y permita a los barrios de la franja oeste y noroeste llegar al macrocentro sin tener que desplazarse 

coberturatransportepublico.png

más de 5 cuadras. Estás líneas servirían de testigos permitiendo al municipio tener información de primera mano de costos del servicio lo que permitiría reglamentar con mayor precisión y control las líneas existentes actualmente. La línea M-Norte recorrería transversalmente la zona norte de la ciudad, dando movilidad a barrios aislados como Pompeya, San José, Norte Unido, Altos del Valle, 29 de abril, etc.

El recorrido de estas líneas debe traer anexado obras de infraestructura que igualan la ciudad, por ejemplo las conexiones asfaltadas de los barrios Las Lomas y Los Troncos con la autopista circunvalación, el pavimento en el interior de Pompeya y San José, etc.

 

Por la seguridad vial de los motociclistas

La falta de planificación y el exponencial aumento de vehículos ciclomotores por grupo familiar es uno de los principales factores de accidentología vial en la ciudad.

Gran parte del parque ciclomotor urbano no está registrado, no están inventariados en el registro de propiedad del automotor (Patente), no cuentan con seguro contra terceros, no usan las normas de seguridad reglamentaria (Casco). Estas condiciones no solo aumentan en estadísticas, sino que aumentan la gravedad y complejidad de los accidentologia urbana repercutiendo a nivel ciudad en un aumento de la conflictividad, judicialización y necesidad de controles por parte del municipio.

Proponemos la creación de cooperativas de consumo y servicios orientada a motocicletas, que esté tutelada por el municipio, las cuales tengan sus sedes sociales en barrios del noroeste de la ciudad, que cuenten con una red de talleres barriales de mantenimiento los cuales brindaran servicio a los asociados a la cooperativa que estarán incluidos en la cuota societaria, que también incluirá en su valor la subcontratación de seguros y las gestiones correspondientes. Las mismas también brindarán talleres de educación vial a sus asociados, que les garanticen estar bajo las normativas vigentes.

En suma, garantizarán los gastos administrativos, de mantenimiento y seguridad, orientados a mejorar la seguridad vial de los motociclistas y todos los vecinos que circulen por la vía pública.

 

 

 


Sé el primero en opinar!

Por favor, compruebe su e-mail para un enlace para activar su cuenta.